Infancia, prevención y educación

La salud bucodental es una de las más esenciales en la vida de una persona. Un problema o una enfermedad en la boca, en las encías o en los dientes en general, puede derivar en numerosas enfermedades y molestias que afectan a una persona en múltiples caminos.

Por eso es muy importante la educación, enseñar buenos hábitos de salud bucal y dental a las personas desde su más tierna infancia. Cuanto antes reconozcan que cualquier daño en su salud bucodental puede repercutir en la salud del resto de su cuerpo y de su vida, antes comenzarán a adoptar medidas y hábitos que les ayuden a mantenerse fuertes y sanos de manera independiente.

La prevención es el hilo fundamental que rige la salud de una persona, pero si llega el momento en el que sufre alguna enfermedad o problema, es muy importante acudir a un profesional.

¿Qué hábitos podemos enseñar a niños y niñas? Entre los hábitos más saludables para nuestra boca están:

  • El cepillado diario, al menos dos veces al día
  • Una dieta sana y equilibrada, en la que no se abuse de alimentos ricos en azúcar, que incorpore calcio y fósforo
  • Ingerir agua, que ayuda a nuestra boca a mantenerse limpia y sana
  • Evitar comer entre horas y cuidar la higiene tras ello
  • Utilizar enjuague bucal a diario
  • Cuando superan cierta edad acostumbrarles al uso de la seda dental
  • Visitar al dentista al menos una vez al año, a partir de los 4 años

Recuerda venir a Clínica Vallespir a realizar su revisión anual. Porque la salud bucodental comienza desde la infancia, educa y previene, mejorando su futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*